sábado, 9 de febrero de 2013

Una carta

La chambonada del Tranvía
Nos dice el vicepresidente Lieberman (La Nación, 8/2/13) que no hay pasajeros suficientes para un tranvía viable, que necesitaría muchas veces más el número de pasajeros que se movilizan en todas las líneas del tren.
Y es que si se estableciera una tarifa competitiva de ¢300.ºº se tendría que SUBSIDIAR en al menos ¢22.000 millones de colones anuales al operador público o privado para cubrir la diferencia en el número de pasajeros, pues para que “cierre” la contabilidad ha de considerarse las amortizaciones al préstamo de $300 MILLONES, costos de planilla, mantenimiento, factura energética, paradas, subestaciones, etc. 
Ello sin considerar que requeriría tres carriles para uso exclusivo desde Pavas a la estación del Atlántico, y la ausencia de un estudio del impacto vial que causaría esta nueva chambonada, propuesta hace 15 años a propósito de una campaña electoral por la alcaldía, pero que se niega a morir.
Freddy Pacheco León
Heredia